book
now
find beds

More than 15 People?
Inquire Group Booking. wombats text decoration

The London Story

The London Story

He sido un barco

Cuando nos hicimos cargo de este edificio histórico, tuvimos claro que el diseño interior tenía que ser algo especial. Genuino. Nada de madera chapada ni vintage falso. Queríamos madera. Madera de verdad. Roble a ser posible. Roble antiguo. Un material con personalidad e historia, como el propio edificio.

Esta elección no se lo puso precisamente fácil a nuestros carpinteros. Sin embargo, estamos encantados con el resultado y, lo que es más importante en Inglaterra, hemos atesorado unas cuantas anécdotas a lo largo del camino. ¿Sabías que hay personas cuyo trabajo consiste en buscar madera? Madera antigua. No se puede conseguir roble antiguo simplemente yendo al bosque. Solo se puede conseguir de segunda mano y cuanto más lo necesitas, más difícil es de encontrar. Necesitamos una gran cantidad de esta madera para el diseño de la recepción, el vestíbulo, la zona de desayuno, la cocina para huéspedes, las zonas de chill out del sótano y el bar. Nuestro explorador en busca de madera logró dar con ella.

Si te sientas en el bar del wombat’s CITY HOSTEL de Londres, ten en cuenta que, al apoyar tu cerveza, lo estarás haciendo sobre madera de más de 500 años de antigüedad. Madera con origen en barcos e iglesias. Un fascinante puente entre el presente y el pasado del edificio. Después de todo, el edificio se inauguró en 1865 como albergue para marineros, al lado de la St Peter’s Church. Funcionó como albergue para miles de marineros de la marina mercante británica que atracaban sus barcos en los muelles en busca de un lugar para pasar la noche.

Hoy en día, con la iglesia convertida en una guardería y los muelles invadidos por apartamentos de lujo, los huéspedes de nuestro hostel disfrutan comiendo, bebiendo y relajándose sobre una madera que una vez surcó los mares en forma de barco. Aunque nuestro hostel aún sigue recibiendo huéspedes 150 años después, la verdad es que no podemos decir que nos visiten muchos marineros.